13 feb. 2013

Mi nuevo reto: 1/2 maratón

Llevo bastante tiempo "retirado" del deporte, de lo cual no me siento especialmente orgulloso.

Más allá de estar en forma, ponerse cachas o cualquiera de las variantes que mucha gente usa para hacer deporte, en mi caso no era una excusa; era una forma de sentirse bien, de ayudar al cuerpo a liberar esas tensiones y a producir esas sustancias que tanto agradan. Ha llegado el momento de volver a retomar esa rutina, pero con un objetivo marcado: correr (y terminar sin llegar en carretilla cual saco de pienso) 1/2 maratón.

Hace unas semanas decidí que era hora de volver a la acción, y de hacerlo de una forma distinta. Nada de hacer deporte "a secas", era hora de proponerse una meta y cumplirla, así que decidí preparar un plan de entrenamiento "a largo plazo"; nada de prisas, nada de presiones.

Después de buscar, preguntar, pedir consejos... por fin tengo mi plan preparado y listo, y aprovecharé (esta vez sí como excusa) para reactivar también el blog por enésima vez. De vez en cuando iré añadiendo mis progresos, mis sensaciones y por supuesto aceptaré cualquier crítica (a poder ser constructiva) para mejorar. De paso aprovecharé para animar a todos aquellos que quieran, a lanzarse a conseguir un objetivo como este ya que no se trata de una simple meta deportiva. Más allá hay toda una voluntad, una intención que llega mucho más lejos.

Planning: 20 semanas

Este es el tiempo marcado para conseguir mi objetivo, que no es poco. Para ello me voy a valer de varias ayudas para ir registrando mis progresos y poder modificar sobre la marcha los objetivos diarios en función de mis avances. El plan se compone de 4 salidas semanales donde el objetivo inicial es el tiempo más que la distancia recorrida, añadiendo cambios de ritmo, y mejorando así la resistencia. Alternando a estas salidas, hay añadido un plan de preparación física/estiramientos que se puede hacer perfectamente en casa, sin necesidad de apuntarse a un gimnasio.

Las ayudas que tengo para tal fin son básicamente 2: por una parte, un pulsómetro Polar con GPS para ir registrando la distancia, velocidad y ritmo, además de controlar de una forma precisa las PPM en cada entrenamiento; de esta forma se ve muy claramente el progreso con el paso de las semanas. Por otra parte, uso una aplicación para el móvil que gracias a su asistente de voz puedo saber cuándo aumentar o disminuir el ritmo, el tiempo que llevo o cuándo debo volver atrás y así completar el entrenamiento no muy lejos de casa, sin necesidad de estar pendiente del reloj.

Aquí podéis ver un ejemplo del plan, junto con una gráfica proporcionada por Polar:

La primera es el plan por semanas donde están los objetivos, que pueden ir variando, y donde se ven los cambios de ritmo marcados así como el nivel de esfuerzo diferenciado por colores.



La segunda es un resumen de los datos proporcionados por Polar, que en este caso se corresponde a la primera sesión, que usé para determinar mis zonas de PPM en función del ritmo, para así poder planear los ritmos de cada "carrera". Estas zonas se van adaptando automáticamente gracias a una función que incorpora el propio Polar, pero pueden modificarse manualmente. La línea roja se corresponde a las PPM, y la gris al ritmo.


Hasta ahora no había tenido ningún reto similar, y de momento estoy muy contento e ilusionado de poder completarlo, y espero que me dure hasta el día en que pueda, por fin, completar 1/2 maratón.

Ha llegado el momento de volver a caminar, levantarse del trono en el cual estamos muchos asentados y, cual niño pequeño, salir a correr, disfrutar de salir de casa y al volver, sentir esa sensación que pocas cosas pueden ofrecer.